Inicio > Formación, Cursos Perfeccionamiento > Vinos y quesos del sureste español

Vinos y quesos del sureste español


Si eres de los que no puedes dejar la ocasión para tomar disfrutar de un buen vino y un buen queso este curso de perfeccionamiento impartido en la Escuela Politécnica Superior de Orihuela es el tuyo. «Vinos y quesos del sureste español» no dejará a nadie indiferente y acercará a los asistentes a la idiosincrasia de sabores que se produce entre dos de los productos más típicamente españoles, el vino y el queso. Este curso tiene una duración de cuatro días (del 21 al 24 de mayo de 2014), 20h. lectivas y una matrícula de 30€.

vino-queso-uvas

«A la bota dale el beso después del queso» nos enseña el refranero popular, y otro afirma que «uvas con queso saben a beso». Se podría afirmar y así lo cree la mayoría que, por tanto, vino y queso funcionan siempre como una pareja perfecta. Ahora bien, esto no es del todo cierto.

Para desmentir ésta no del todo cierta, ni del todo falsa, creencia popular, también en el refranero encontramos la expresión «que no te la den con queso», que significa «que no te engañen». Esta frase viene de la costumbre de ofrecer en las bodegas un poco de queso al inexperto comprador de vino . Es éste un truco viejo y que viene de la casi certeza de que después de comer el queso hasta el vino más atroz pasa por bueno.

El pobre comprador se dejaba agasajar con la supuesta generosidad de la tapita y a continuación se llevaba a casa garrafas de vino que ni en sus peores pesadillas hubiera comprado si llega a poder catar el vino tal cual. El queso puede engañar al paladar a la hora de catar un vino.

Vino y queso no encajan a veces porque el amargor del queso al mezclarse con el sabor de la copa puede dar lugar a un gusto metálico desagradable. Pero la relación entre vino y queso es recíproca, ya que si el queso es capaz de disimular los defectos de un vino, éste también puede cargarse la degustación de aquél e incluso anular su sabor.

Como norma general, un queso de sabor muy complejo no debe acompañarse de un vino igualmente complejo, porque chocan frontalmente y no se consigue ninguna armonía en el caos de notas diferentes. Por el contrario, a un queso intenso o complejo le iría mucho mejor un vino joven y viceversa. Los vinos frutales muy perfumados o con taninos muy fuertes tampoco son recomendables porque neutralizan el sabor del más corajudo de los quesos.

En cualquier caso, a la hora de armonizar vino y queso, es necesario saber que nos encontramos ante dos alimentos muy complejos y particulares. Sólo en España tenemos un abanico de 85 denominaciones de origen vinícolas por 27 queseras.

Nosotros, en este curso nos centraremos en el Sureste Español, es decir, Murcia, Almería y Alicante.

Intentaremos dar a conocer los principales vinos y quesos del territorio y nos adentraremos en algunas propuestas de maridajes.

Toda la información sobre este curso de perfeccionamiento la encontrarás en la página oficial a la que puedes acceder a través del siguiente link: http://umh.es/contenido/Estudios/:tit_fpo_5923/datos_es.html


Categories: Formación, Cursos Perfeccionamiento Etiquetas:

3 abril 2014